Noticias

¡Sí puedes pagar tus deudas!

15.06.2014
No esperes que el camino para librarte de tus deudas sea fácil y suave; por el contrario, suele ser difícil y duro.

Si estás endeudado, creo que te conozco un poco porque eres bastante parecido a nosotros. Por ejemplo, seguro que nunca quisiste tener un montón de deudas pendiendo de ti. Quiero decir… tu sabías que te tus deudas crecían, pero ¿en qué momento se fueron de la mano?

Tal vez fue por haber perdido tu trabajo o por fuertes gastos médicos inesperados; o, quizás fue porque gastar te ayudó a superar tus penas o preocupaciones.

Cualquiera haya sido la razón, seguro te gustaría librarte de esas obligaciones que te  presionan y te aseguro que puedes hacerlo. ¿Cómo lo sé? Aquí te expongo las razones:

1. Eres listo: Estás leyendo este artículo seguramente porque te encuentras buscando la forma de superar los problemas de tu endeudamiento. Tienes que reconocer que ese es un primer paso inteligente.

2. Tienes empuje: Así como en su momento tuviste el empuje suficiente para encontrar financiamiento para tus necesidades, ahora estás buscando una forma de salir de esas deudas o de, al menos, ponerlas en un nivel manejable. Créeme, aunque no lo pienses, tienes empuje. 

3. Tienes apoyo: Quizás esto no sea obvio para ti al momento, pero si tienes alguna persona en la cual confías, cuéntale acerca de tu situación financiera y a dónde quieres llegar, pídele apoyo y seguramente te sorprenderás de su respuesta. Aún en el caso que en tu círculo familiar y de amistades no encuentres gente que te apoye, hay cantidades de buenas personas que aún sin conocerte están dispuestas a hacerlo y puedes encontrarlas en el mundo de los blogs de finanzas personales. Ellos saben cómo hacerlo porque han pasado por situaciones similares a la tuya y están en el camino de librarse de sus deudas o ya lo han logrado.

4. Tienes buenas razones: Tú sabes que es así. Escribe en un papel las razones por las cuales pretendes librarte del peso de las deudas actuales y mantén esa lista al alcance, para que la puedas leer cada vez que tengas la tentación de apartarte de tu plan.

No esperes que el camino para librarte de tus deudas sea fácil y suave; por el contrario, suele ser difícil y duro. Sin embargo, en este proceso encontrarás varias ocasiones en que te divertirás mucho, por ejemplo, cuando cumplas el primer mes que ejecutes adecuadamente tu presupuesto, o cuando termines de pagar la primera deuda, y la siguiente, y la siguiente. Esos serán los momentos en que tu empuje y determinación serán lo suficientemente grandes para llevarte a vencer el siguiente obstáculo. Luego vendrá la gran victoria, aquella en la que podrás saltar, celebrar y gritar “ESTOY LIBRE DE DEUDAS”.

Tú puedes hacerlo

Basado en un artículo motivacional publicado en http://www.thefrugalfarmer.net/motivation-4-reasons-know-can-pay-debt/